La excelencia en la gestión medioambiental, una premisa para Rubix

 Enero de 2019

Rubix España se consolida en la vanguardia en gestión medioambiental en el sector de los suministros industriales al adelantar un año la migración a la normativa de 2015 para el certificado ISO 14001.

La ISO 14001 destaca por la importancia que otorga a que se garantice un compromiso de la alta dirección en los requisitos medioambientales. Concretamente, exige cumplir con apartados  clave como: mejorar la eficiencia de los recursos, reducir los residuos, bajar los costes, asegurar que se está midiendo el impacto ambiental y obtener una ventaja competitiva en el diseño de la cadena de suministro.

Con la ISO 14001:2015, el mayor proveedor nacional de producto y servicio de mantenimiento, reparación y revisión industrial, confirma su apuesta por una gestión medioambientalmente responsable.

El medio ambiente en todos los procesos

Entre los requisitos clave para la obtención del certificado ISO 14001:2015 está mejorar el impacto ambiental global y gestionar las obligaciones ambientales con coherencia incorporando elementos de gestión ambiental en los programas de auditoría interna y sesiones de formación de Rubix. Todo ello, además del obligado cumplimiento de la legislación relativa a medio ambiente y de la demostración del aumento de la confianza de las partes interesadas y los clientes de la compañía. En definitiva, las empresas certificadas tienen que incluir al medio ambiente cómo un actor más en todos sus procesos de gestión (logística, transporte…).

Este certificado, concluye Cristina Muñoz (Marketing Manager de Rubix España), supone “un paso más en la estrategia de Rubix de ofrecer un servicio que garantice la satisfacción de las necesidades y los requisitos de nuestros clientes y de todas las partes interesadas sin olvidar la importancia del medioambiente y la energía”. Además, sostiene Cristina Muñoz “apuntala la

acreditación comenzada con la ISO 50001:2011 sobre gestión energética obtenida por Rubix”.  Esta ISO garantiza que la organización sigue un enfoque sistemático para lograr una mejora continua del rendimiento energético, incluida la eficiencia energética, el uso y el consumo de energía.

La calidad de empleo, otro valor añadido

La incorporación del medio ambiente cómo un actor más en la gestión organizacional se enmarca en la labor de responsabilidad social corporativa de Rubix. Una segunda línea estratégica en esa labor de RSC es trabajar para garantizar la calidad de empleo. Buen ejemplo de ello es que, actualmente, el 94,46% de los contratos de Rubix son indefinidos, frente al 73,23% de media de contrataciones del mercado español en 2018.  Asimismo, explica Leyre Echevarria, Manager de Recursos Humanos de Rubix España, “en el último año el 48,5% de los contratos realizados han sido para profesionales mayores de 45 años o menores de 30, lo que representa una prueba más de la clara apuesta de Rubix por la integración de los segmentos demográficos más sensibles del mercado laboral”. Esta política pretende contribuir a mejorar la situación de estos grupos de población activa en una sociedad como la española, donde un 65,7% de los menores de 30 años tiene un contrato no indefinido con un amplio abanico de eventualidad y donde los mayores de 45 años representan el 49,7% de los parados.

Banner 1 Banner 2 Banner 3 Banner 4 Banner 5 Banner 6 Banner 7 Banner 8 Banner 9 Banner 10 Banner 11 Banner 12 Banner 13 Banner 14 Banner 15 Banner 16 Banner 17 Banner 18